EMBOTELLADORAS DE AGUA DE SANTO DOMINGO FUERON CLAUSURADAS POR IRREGULARIDADES SANITARIAS

Luego de un operativo efectuado este jueves entre la Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria (Arcsa) y la Comisaría de Policía de Santo Domingo de los Tsáchilas, dos plantas purificadoras de agua y una embotelladora de agua de coco de esta provincia fueron clausuradas, ya que se descubrió que los establecimientos no cumplían con la normativa sanitaria y presentaban varias irregularidades higiénicas.

La medida fue efectuada por elementos de la Comisaría, al verificar que ninguna de las plantas contaba con permiso de funcionamiento; además, técnicos de Arcsa constataron deficientes condiciones higiénico-sanitarias en equipos, paredes y pisos, así como personal sin indumentaria adecuada para garantizar productos inocuos para el consumo humano.

De igual forma, se evidenció que los productos (agua natural y agua de coco embotelladas) no cumplían con las normas de etiquetado, que reflejen su Notificación Sanitaria vigente, fechas de elaboración y caducidad, y números de lote.

Este operativo fue ejecutado luego de una inspección previa por parte de Arcsa, en la cual se enumeraron las irregularidades sanitarias a los administradores de los establecimientos y se les solicitó que estas sean subsanadas, pero al detectarse la reincidencia se procedió a la clausura.